A la Gobernación le preocupa caída de la producción de la Separadora del Chaco

0
119

“Esto obviamente que preocupa a la Gobernación”, fueron las palabras del secretario de Hidrocarburos de la Gobrnación, Freddy Castrillo, al respecto de la baja de la producción de líquidos en la Planta Separadora de Líquidos del Chaco (PSL) Carlos Villegas que cayó hasta en un 20,8% en los primeros cuatro meses de este año, comparado a similar periodo de 2017.

“Esto tiene que preocupar al departamento y de sobremanera a la Región Autónoma del Chaco, sus autoridades, a sus instituciones, esta es una industria que ha implicado una inversión de más de 800 millones de dólares que desde su inicio a la fecha nunca ha superado el 30% de su capacidad, siempre estuvo trabajando a su capacidad mínima”, detalló Castrillo.

Castrillo recordó que en reiteradas ocasiones se advirtió que esto se debe a la baja producción de hidrocarburos en el país, y, a que el Estado no estaba pudiendo cumplir con los volúmenes de exportación hacia la República de Argentina, entre otros factores.

La autoridad mencionó que el principal producto que tiene la Planta Separadora de Líquidos desde que inició operaciones era el Gas Licuado de Petróleo (GLP), y el único mercado para el GLP que produce esta planta, era el interno y el paraguayo, exportando una mínima cantidad.

“Lamentablemente las autoridades nacionales no han tendido la capacidad de encontrar nuevos mercados que permitan mejorar la producción de GLP de la Planta del Gran Chaco, junto a esto, la poca capacidad de buscar nuevos mercados para el GLP y para los productos de la Planta Separadora, (se da) la caída de otro proyecto importante como lo es la Petroquímica”, expuso Castrillo.

Castrillo explicó que la Planta Separadora del Chaco debía producir la materia prima para la Planta de Propileno y Polipropileno, conocida como Petroquímica, pero al caerse este último proyecto, la Planta Separadora no tiene para quien producir.

“Ahora nos sorprende que haya caído en más del 20% su producción, ¿a qué se debe esto?, ¿es por qué nuestros campos están declinando todavía más?, ¿en qué estado se encuentran nuestras reservas?, ¿cuáles son los factores que están incidiendo? Son temas que nosotros hemos cuestionado, hemos interrogado e interpelado siempre ante Yacimientos Petrolíferos Fiscales Bolivianos (YPFB), ante nuestras autoridades nacionales para que aclaren esto a la población y transparenten la información”, dijo Castrillo, dejando entrever que hasta la fecha no han tenido acceso a estos datos.

La autoridad lamentó que YPFB no difunda el contenido del informe de cuantificación y certificación de reservas que presentó la empresa canadiense Sproule International Limited, remarco que pese a que el gobernador de Tarija, Adrián Oliva, remitiera una nota formal a las autoridades nacionales, a la fecha no ha sido respondida.

Castrillo manifestó que no están de acuerdo que la Planta Separadora vaya a dejar de funcionar, argumentó que esto va depender mucho de la capacidad que tengan los campos de continuar produciendo hidrocarburos, además de mejorar la producción de gas en el departamento, como también de mejorar las condiciones de exportación hacia la Argentina, lo que pasa por una competencia exclusiva del nivel central del Estado.

“Ojalá el Gobierno Nacional pueda reencaminar las políticas de hidrocarburos en el país, pueda restablecer las negociaciones o redefinir el contrato de exportaciones con la Argentina que permita incrementar los volúmenes de exportación, pero esto pasa por muchos temas, porque creo que la capacidad de producir hidrocarburos en el país está cayendo cada vez más y estos son los resultados”, señaló Castrillo.

Deja un comentario